Qué Hacer cuando Ves un Posible Error

0
36

¿Qué pasa cuando un jugador expresa que en su cabeza vio un mal resultado antes de pegarle? Si uno sabe que hay una posibilidad de error, ¿se trata de sacársela de la cabeza, o la recorre, la resuelve y después se trata de pegarle?

Pensar en no hacer un “mal” tiro

Puede suceder que, por más que el jugador se enfoque en visualizar el tiro de manera positiva, aún siga teniendo pensamientos negativos. Entonces, va a comenzar a pensar que “no va a realizar un mal tiro” en vez en de enfocarse en hacer uno bueno.

Quizás pueda resolver el tiro de manera satisfactoria, pero es el pensamiento que lo precede lo que ahora tiene nuestra atención.

¿Qué se hace frente al pensamiento negativo?

No es un tema fácil, y podría pensar en dos maneras de enfrentar esa situación.

Por un lado sacar los pensamientos negativos de cuajo enfocándose en visualizar lo bueno, es una opción, pero el riesgo está en negar algo que está en tu cabeza y que entonces esto actúe desde un lugar oscuro.

La otra opción es aceptar lo que estamos pensando, recorrerlo y continuarlo: “Acá tiro y seguramente sale mal” y después recorrer la opción que queremos y visualizarla.

Lo negativo de esta, es que parece que si le damos entidad a lo malo, le damos de comer. Lo  positivo es que no negamos nada. Hay que ver qué le sirve mejor a cada uno, personalmente me gusta un poco más la segunda.

Confianza vs. posibilidad de error

Por otro lado, expreso que es un tema delicado porque a veces confundimos la confianza con negar la posibilidad de error. Y negar es pesado.

Una vez un jugador me dijo “me deja tranquilo ver que existe la posibilidad de que la puedo errar.” Uno se pone esa presión porque errar es una posibilidad y como uno no la soporta, hace más hincapié en hacer las cosas bien. Entonces, las expectativas y las exigencias lo comen.

Presión y posibilidad de error

Existe mucha más presión en un putter de tres metros que si sabés que lo podés errar, pero hay que aprender que en todos los tiros existe la posibilidad del error.  Cuando jugás bien, te embalás, el bogey no te asusta, no es una presión, entonces podés soportar un error.

A su vez, el error puede no tocarte, no descolocarte, puede no tocar tu núcleo, tu esencia. Puede quedar afuera de una mente potente. Si un error toca tu esencia implica que la impotencia se apoderó de vos.

Pensamientos negativos por experiencias pasadas

Puede suceder que el jugador a partir de sus experiencias pasadas, vea un patrón y no pueda salir de él. A su vez, puede enfocar su juego en escapar de eso.

Si hay un peligro que se relaciona con su patrón es difícil sacar ese pensamiento negativo. Estos pensamientos negativos no aparecen porque sí, están basados en experiencias pasadas.

¿Cómo se puede trabajar en los pensamientos negativos?

Se puede hacerlos desaparecer,  por ejemplo, enfocádose en un vuelo de pelota que uno pueda repetir. Hay que tratar de hacer una práctica más sencilla, más competitiva, pero que se base en cosas constantes.

Tenemos que trabajar en la inercia de esos pensamientos negativos que se arrastran, para hacer que la rutina lo saque de los pensamientos.

Sin embargo, pensar menos en lo técnico y más en algo que uno puede repetir puede ser contradictorio, porque si bien en ese repetir hay inercia, el jugador hoy justamente basa su desconfianza en repetir algo malo. Es para pensar.

Con el tiempo el jugador pensó en que tenía que hacer el swing de cierta forma para no errar de otra forma. Entonces toda su técnica no está armada para hacerlo bien, sino para no hacerlo mal. Por eso, cada vez que erra busca otra cosa nueva.

La repetición que ayuda a sacar los pensamientos negativos tiene que ser inteligente. De lo contrario, sería como repetir siempre los mismos errores y tener un desorden en las correcciones.

Rafa Beltrán

Seguí leyendo: Por qué el Aprendizaje es más Importante que el Resultado

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here